lunes, 22 de agosto de 2016

HOMBRE QUE ROBO JEEPETA EN SAN PEDRO CON NIÑO DENTRO VIVIA PROXIMO DONDE APARECIERON OSAMENTAS PRESUMEN DE CARLA.

El nombre de  San Pedro de Macorís salió a relucir en las investigaciones que realizan las autoridades en el caso de la desaparición de la niña Carla Massiel, cuyos órganos fueron supuestamente vendidos en la capital de la Republica.

En un reportaje de la edición dominical del periódico Listín Diario publicado en la página 4A, señala que la fiscal Olga Dina Llaverias, agentes de la Dirección Central de Investigaciones Criminales (DICRIM) de la Policia Nacional y el Instituto Nacional de Ciencias Forenses (INACIP). Acordonaron un área donde aparecieron las osamentas que presumen es de la niña desaparecida.
El reportaje menciona a San Pedro de Macoris en el párrafo siguiente:

Según vecinos, el terreno de la vivienda donde se efectuó la operación fue habitado, anteriormente, por un presunto delincuente conocido como “El Flaco”, quien fue abatido en noviembre del año anterior durante un enfrentamiento con la Policía y varios hombres que habrían robado un vehículo, en San Pedro de Macorís, con un niño dentro.

Según reportes de esa fecha divulgadas vía Twitter por el vocero policial de entonces, el automóvil pertenecía a un sargento de la institución, cuyo hijo de 4 años de edad salió ileso. Termina la cita.

Una versión periodística señala que el vehículo fue robado en la calle José Rojas casi esquina Carlos Ordóñez de Placer Bonito, en San Pedro de Macorís, a un agente de la Policía identificado como “Joel”, y que dentro del mismo estaba un hijo de este último menor de edad. 
De los muertos, se dijo que uno es un agente policial solo identificado como El Bebé y el otro un civil no identificado. Al parecer el civil no identificado es el tal “El Flaco”. 

El robo de la jeepeta se produjo el lunes 9 de noviembre 2015, feriado de la Constitución casi 5 meses después de la  desaparición de la niña, la cual fue raptada al salir de una iglesia el jueves 25 de junio del 2015.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada